Javier

Soy Javier y he venido para ofreceros estas historias. Espero que os gusten.

martes, 9 de septiembre de 2014

La historia de Sven y los copos de Navidad

Sven y Christof iban andando, andando y de repente, se encuentran algo misterioso y lo cogen. Lo ponen en un descongelador y el descongelador se estropea. Sven y Christof se van de aventuras para encontrar la solución del problema y para averiguar algo sobre esa cosa.


Siguiente capítulo: Sven, no te cueles en la guarida de los trolls.
Sven se pone a retorcerse bajo el suelo. Luego empieza a sentir una sensación extraña y echa a correr. Luego Christof le sigue. De repente, se encuentran en una guarida secreta donde hay trolls. Sven vuelve a tener esa sensación tan extraña y entonces vuelve a hacer lo de retorcerse y echar a correr. Christof le persigue otra vez hasta que los trolls no pueden más y se duermen.


Sven y Christof llevan la cosa misteriosa a un poblado donde estas granujas brujas les lanzan un hechizo de quedarse desmayados.


Cuando Sven y Christof despiertan, cogen un farol, un trineo y la cosa misteriosa y Christof dice: "¡Arre, Sven!" Sven se pone a correr. Persiguen a la bruja hasta que la bruja los encierra en una botella gigante que no les deja impedir que la bruja se haga con el poblado donde viven.

De repente, Sven quita el tapón de la botella y la bruja queda atrapa en la carcel del poblado y deshace el hechizo y Sven y Christof pueden seguir su viaje.

Otro capítulo: Picotazo venenoso
Sven y Christof continuan su viaje hasta que una túnica hechizada los detiene y los lanza hacia el viento. Sven y Christof no pueden resistir y caen desplomados y dormidos.



Y cuando despiertan ven la túnica vieja y raída de color violeta y la túnica empieza a ir al poblado y llegan al poblado pero ya es demasiado tarde para detener a la túnica. Entonces, la túnica va hacia la cárcel y Christof la detiene. Y dice: "No conseguirás liberar a la bruja." De repente, la túnica empieza a hablar y le dice. "Sí que lo conseguiré." De repente, la túnica lleva un sombrero y coge a la bruja, le pone la túnica y la bruja queda libre. Pero Christof y Sven corren, corren, corren y corren hasta que la bruja coge a Sven y lo lanza al vacío. Dice Christof: "¡Sven!". Y dice la bruja: "Ja, ja, ja, si quieres volver a ver a tu querido reno, ¡ven a por mí!" Entonces Christof se lanza sobre la bruja y cae sobre el vacío en un intento de arrebartarle la varita.


Nuevo capítulo: Bruja a la fuga
De repente, Christof y Sven vuelven a encontrar una cosa para coger la cosa misteriosa. De repente, Sven se pone sentado, rompe el hielo y cae al otro mundo. Es que esto era un universo paralelo. "Sven, vámonos de este universo paralelo." Sven no consigue hacer nada y la bruja les lanza a sus secuances. De repente, los secuaces de la bruja cogen sus espadas, cogen a Sven y se van.






Otro capítulo: La cosa misteriosa es...
Cuando Sven encuentra a Christof coge el foco y cuando encuentra los orígenes de la cosa misteriosa corren y la dejan en su sitio. Y vuelven a su casita y el descongelador está arreglado.

FIN

2 comentarios:

  1. Hola Javier!
    Me ha encantado tu historia!!! Lo que me ha resultado más divertido es que tuvieran un descongelador (qué idea tan original). Esta noche la leeré con los niños mientras hacemos el "chachi-sillón".

    P.D.: Espero impaciente tu próxima historia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Viqui,
      así que te gustó mi historia, ¿eh? Pues no te preocupes, haré otra muy pronto.
      Con cariño,
      Javier

      Eliminar